Euro 2016 (20)

Croacia (2) – República Checa (2)

por Quintín

Partido insólito, resultado insólito. Es que el fútbol es insólito. Hasta los 60 minutos, Croacia estaba demostrando ser el mejor equipo del torneo, tenía la clasificación en el bolsillo y un futuro prometedor. Pero al final, terminaron amargados, achicados y no está claro que vaya a pasar a la segunda ronda.

21.rulero

Los checos habían dejado una imagen pobre frente a España, mientras que los croatas se habían lucido ante Turquía. El único reproche que se les podía hacer era que no hubieran ganado por más goles. Hace tiempo que no se veía un equipo con esa capacidad de control del juego a partir de una absoluta superioridad en el medio campo, con jugadores capaces tanto de quitar como de construir de manera superlativa. Que, además, no parecían necesitar un técnico porque sabían todo lo que había que hacer en la cancha.

Las impresiones previas se ratificaron en cuanto la pelota empezó a rodar. Croacia era ampliamente superior y Chequia un equipo timorato que le hacía de partenaire. Las únicas preguntas razonables eran cuándo llegaría el primer gol y a cuánto alcanzaría la goleada.

El gol llegó un poco tarde, a los 36′, a partir de un anticipo de Badelj que habilitó a Pericic. Este corrió por la izquierda y, tras un par de amagues, pateó cruzado y la metió al lado del palo. Con ese resultado mezquino terminó el primer tiempo.

Al principio del segundo, el veterano checo Tomas Rosicky se puso el equipo al hombro y con la ayuda del 22 Darida logró que los checos se acercaran un poco al arco rival, demostrando que tenía algo que ofrecer. Pero eso duró hasta los 58. Una mala salida del fondo checo permitió un quite de Brozovic, este habilitó a Rakitic, que se la tiró por arriba al arquero con gran clase. Dos a cero. Estaba todo terminado. O eso parecía.

Porque llegó el fatal minuto 60 y se lesionó Modric, gran candidato a mejor jugador del torneo. Parece un desgarro en la ingle, por lo que no sé si volveremos a verlo en la Euro. De todos modos, el partido era un trámite, en el que los croatas estaban siempre a punto de aumentar la diferencia. Pero cuando faltaban todavía quince, Rosicky metió un gran centro con la cara externa, cabeceó Skoda, que había entrado como suplente, el arquero Subasic pensó que iba afuera pero la pelota entró.

El gol no pareció tan terrible para Croacia, porque los checos no llegaban y los ellos seguían demostrando que podían aumentar. Faltando cinco minutos, los hinchas más idiotas del mundo (croatas) tiraron unas antorchas o bombas de humo a la cancha. No sé bien qué tiraron, pero el partido estuvo parado más de cinco minutos. No había una peor señal de que las cosas se iban a terminar de torcer.

Cuando se reanudó el juego, los croatas estaban muy nerviosos y los checos empujaban, aun cuando pareció desgarrarse Rosicky y ya se habían hecho los tres cambios. Hubo un centro, el central Vida saltó con la mano en alto, la pelota le pegó y el dudoso árbitro inglés Clattenburg (el mismo que cobró ese penal ridículo en la final de la Champions y dirigió muy mal la final de la FA Cup) dijo penal. No sé, supongo que cualquier otro árbitro también lo hubiera cobrado. El 7 Necid, que también había entrado de cambio, pateó fuerte, arriba y al medio y fue dos a dos. En los minutos que todavía quedaban, casi llega el tercero checo.

La puta madre que los parió.

Foto: Gabriela Ventureira

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: