Todos para UNEN

por Sebastián Riccardi (@Sebas_8)

Por primera vez en mucho tiempo, la política argentina ofrece un escenario a futuro con más reglas establecidas de lo habitual pero con una duda enorme y de un peso tan fuerte que puede trastocar cualquier discusión venidera: ¿Hacia dónde va el poder? Como nunca en los últimos 10 años, por carambola o planificadamente (opto por la primera), el partido gobernante (casi siempre el PJ, hoy no es la excepción) carece de herramientas para modificar las normas ya establecidas, paradójicamente,

por ellos mismos. Aunque no me atrevería a asegurarlo, es muy probable que Cristina finalice su mandato en término, que existan las PASO y luego las Generales, que esto se produzca también a nivel provincial (y municipal) y que, para colmo, se inaugure en la práctica el sistema de ballotage en los cargos ejecutivos nacionales. De darse esta lógica, es obvio deducir que el principal perjudicado es quien justamente antes imponía las reglas electorales que se le ocurrían según sus intereses. Sí, claro, los representantes del Partido Justicialista, dicho esto como una descripción y fuera de todo juicio de valor (en 2003: obturando las internas partidarias, en 2007, habilitando hasta 5 colectoras, en 2009, las testimoniales + adelanto, en 2011 las PASO reglamentadas a dos meses y agregando otra vez colectoras; sin contar el fallido intento de reelección indefinida).

UNEN

Por lo tanto, se acerca el momento en el que nos ponemos a hacer gráficos de torta y la dividimos en tercios, mitades, cuartos o la fracción que nos permita cerrar la idea que circula por nuestra mente. El lanzamiento del Frente Amplio UNEN ha servido de disparador de múltiples hipótesis. Yo, por empezar, quiero aclarar que saludo la conformación de una coalición a 18 meses de las Elecciones, así como también quiero aclarar que todos estos actores se han acostumbrado a jugar y especular con múltiples alianzas hasta la misma noche de cierre de la presentación de listas, por lo que me resulta bastante probable que este escenario actual difiera del que termine concretándose. Sin embargo, existen datos concretos que quiero detallar y por los que me permito deducir varias cuestiones sin tener prueba empírica que lo sustente aunque me resultan vitales para trazar cualquier horizonte a futuro:

1) El gobierno ha sufrido una enorme sangría de seguidores desde aquel lejano 23/10/11, día del 54% de Cristina. Su techo difícilmente supere el 35% y su piso, aunque no menor, resulta una incógnita, cualquiera sea el candidato (Scioli, Randazzo, Urribarri). Cuando éste más ligado a Cristina se encuentre, más le costará despegar, en especial porque lo que no despegará justamente es la economía.

2) Banco 100% el lanzamiento de #FAUNEN, pero quiero recordarles a todos sus integrantes que así como el gobierno pagará los costos de tamaño despilfarro en la gestión + haber contado con los políticos más cínicos y mentirosos que se hayan visto, la oposición también deberá hacerse cargo de su enorme cantidad de agachadas, especulaciones, falta de liderazgo, traiciones entre ellos, falta de visión, etc. Esto es lo que aún no observan. Me gusta verlos a todos juntos en un escenario o en el cable. Ahora, creer que eso tiene el mismo efecto a que si lo hubieran hecho cuando correspondía (ej: fines de 2009) es tan utópico como creer en los Reyes Magos. Para que quede claro: Cobos (ex vice K), Sanz (desconocido para la gran mayoría), Binner (invisible a la hora de mostrar uñas de opositor), Carrió (desgastada por errores propios, operaciones en contra y traiciones de compañeros) y Pino (casi sin partido y habiendo apoyado leyes K clave) deben escalar bastante para posicionarse donde ellos dicen que van a estar.

3) Los muchachos del punto 2 se ven altamente condicionados por dos figuras con las que comparten, en mayor o menor medida, el electorado opositor. Uno es Sergio Massa. LA figura política del momento y desde agosto 2013. Será ex ministro K, contará con Othacehe en sus filas. Lo que Uds. quieran. Pero tiene un capital de votos que no posee ningún otro dirigente de ningún color político. Ni la presidenta. Ya demostró que puede penetrar distintas capas sociales, de distintas edades y colores partidarios. Posee un objetivo concreto, una estructura ascendente y recursos para llegar tranquilo a agosto 2015. El otro es Mauricio Macri. Otro al que cada uno puede calificar de lo que quiera, que no tuvo problemas en tranzar con Cariglino (el Othacehe de Malvinas Argentinas) hasta que éste se fue con Massa. Lo cierto es que MM resultó ser el político opositor más identificado por la sociedad y que, mal que mal, siempre estuvo en la vereda de enfrente. Encima posee una gestión que aunque uno no apruebe sí lo hace la mayoría de los porteños y de los que están del otro lado de la General Paz.

4) Pasando en limpio los tres puntos anteriores, lanzo aquí lo que era mi estimación hasta antes de empezar a correr una nueva historia el lunes 3 de febrero de 2014. Massa tenía (y por ahora tiene) todo a su favor. Un oficialismo desgastado, con la economía cada vez más en rojo y sin reelección, que encima ya perdió con él hace meses. Una oposición lisa y llana que divide en dos espacios a un mismo electorado, más allá de que éste vaya de visiones más de centro-izquierda a más de centro-derecha. Medios de comunicación que lejos están de salpicarlo con algún chanchullo. Empresarios dispuestos a negociar con él con vistas a futuro. Juventud y gestión. Es decir, está casi garantizado su ingreso a un Ballotage en el cual, de enfrentarlo con el oficialismo (como uno supone), le permitiría acceder al voto anti K como ya demostró en 2013 y, de tener a un opositor (no hay opciones de que esto suceda prácticamente en este escenario), acceder al voto K no fanatizado, (la gran mayoría), contando con el apoyo de todo el aparato del PJ.

5) Ahora bien, ¿qué ocurrió el último 03/02 que no sea un nuevo aniversario de la Batalla de Caseros? Ese lunes, en Desde el Llano, Lilita comentó respecto a UNEN (hoy FAUNEN): “Las cosas van seriamente armadas. Esto termina en internas abiertas. Y yo pienso que hay que sumar más partidos. Y no tengo la misma opinión que tiene el resto con respecto al PRO. Creo que la alianza tiene que ser amplísima y que debe incluir también a peronistas republicanos decentes que hoy no están y que no quieren repetir la historia”. En los dos meses posteriores, nos cansamos de leer notas periodísticas o declaraciones de protagonistas de la UCR, Socialismo, GEN, Libres del Sur y Proyecto Sur clausurando esta posibilidad, pegándole a Carrió porque ponía en riesgo al Frente, etc. Sin embargo, a 24 hs. de haberse oficializado esta coalición, son cada vez más los que consideran esta opción como posible. Agrego el principal fin que provocaría esto: es la única manera de que existan reales chances de que Massa no sea el próximo presidente. Si llegaron a leer hasta acá, no pregunten por qué me animo a ser tan tajante. Está explicado en todo lo anteriormente escrito. Igual, OJO: existe una principal razón por la que yo espero que esto ocurra y no es electoral: se trata de terminar con la excusa ideológica barata de muchos sectores internos de UNEN que hablan de una alianza progresista (no está mal per sé) cuando con ver las caras de los presentes en el Teatro Broadway el último #22A queda clarísimo que muchos actores de peso en las distintas fuerzas poseen ideas similares a las que pueda esgrimir algún dirigente de PRO en diversas áreas y temáticas.

En consecuencia, asumiendo el riesgo de apostar por que un escenario de cuatro grandes fuerzas (como el actual) condena a los argentinos a dirimir en 2ª vuelta la interna del PJ entre Scioli y Massa, explicaré las distintas realidades que pueden dibujarse en caso de que prime la racionalidad en el arco “No PJ” y se terminen juntando de cara al 2015 (aunque esto se efectivice inclusive el próximo año):

a) De seguir con este esquema de selección de candidatos, la ciudadanía debería definirse por una de las fórmulas encabezadas por algunos o todos los presidenciables actuales de FAUNEN + la que lidere Macri. De ser así, MM, quien cuenta con un piso de votos alto, no necesitaría de estructura extra a la actual de PRO y haría la “gran Massa” pero en idioma de internas: se comería a todos gracias a la dispersión de los demás y llegaría a Octubre/15 con todo el arco no peronista detrás.

b) Esta es la opción por la que operan tipos como Coti Nosiglia, pero no por ser él, sino porque les conviene a los grupos económicos, empresariales y mediáticos, más poderosos: Macri + Radical (Sanz es el principal nombre, Aguad o Mestre le siguen) vs. una o más fórmulas de UNEN que no le harían ni cosquillas. Lean la última nota del blog de Asís y tendrán más clara la idea. No es casualidad lo que allí se escribe. Por más que gente del PS, GEN, Donda o Pino este hipotético acuerdo PRO-UCR, no veo manera de que esta opción sufra grandes pérdidas por el costado centroizquierdista. Sin dudas, sería la medida más conservadora que podría tomar la UCR, aunque entendible.

c) Aquí aparece la gran oportunidad para quienes, como yo, esperamos una propuesta seria, más razonable y arriesgada. Sí, porque el que no arriesgue no tendrá chances de ganar y, por ende, de contar con herramientas para romper la hegemonía PJ. Como decía Carrió en lo de Lanata ayer, pueden entrar los que quieran, siempre y cuando que crean estar fuera del universo PJ. Aclaro que a pesar de mi fuerte rechazo hacia Macri, en la actualidad Mauricio no está dentro del Justicialismo, por esas cuestiones de la vida y porque Massa le trituró su base peronista, sobre todo en la PBA. Sabiendo que con Macri afuera ambos quedan OUT de la pelea mayor y que con Macri adentro no se puede ganarle en los casos a) y b), sólo resta un gesto de grandeza de parte de los presidenciables actuales de UNEN: armar una sola fórmula competitiva que pueda enfrentar a Macri y ganarle. Creo que únicamente dos dirigentes podrían llevarlo a cabo, sean o no ellos los integrantes del binomio final: Carrió y Sanz. NO hay manera de resolver los posicionamientos en una interna. Las PASO no servirían para este caso y realizar una “interpartidaria” previa es imposible, por logística, porque no alcanzaría a llamar la atención ni del 10% del electorado y por desconfianza entendible entre las fuerzas a raíz de la disparidad entre aparatos (qué horrible palabra). ¿Qué quiero decir con todo esto? Que llegó la hora de que estos dirigentes que tanto sonreían en el teatro anteayer, ahora sean sinceros frente a frente y blanqueen las aspiraciones y las cartas con las que juega cada uno como para hacerlas realidad. Binner deberá aceptar si no puede más que retener con su nombre la provincia de Santa Fe. Lo mismo Cobos (o Ernesto), con Mendoza. Pino tendrá que asumir que si no era por Carrió hasta Terragno le pudo haber sacado la senaduría en las PASO 2013 y Lilita, tal como viene declarando, sincerarse y admitir si puede ser presidente o quizás vice, o jefa de gobierno o hasta candidata en Provincia (confirmar si tiene 5 años de domicilio en PBA en Exaltación de la Cruz) o Jefa de Gabinete or whatever!

Como nunca, serán los dirigentes los que tengan la última palabra, ya sin excusas de que el PJ cambia las reglas (y si lo intentara, esta vez no podría agarrarlos en offside), de que gobiernan hace 1500 años o de que la gente se equivocó al votar. Para colmo, esta vez el PJ no tiene siquiera un candidato firme en la provincia de Buenos Aires (con Scioli y Massa pensando en las grandes ligas y encima por separado, todo se vuelve impredecible más abajo). Me ha tocado vivir de cerca lo que son los cierres de lista en municipios o en la provincia. Todos se matan por alcanzar un precio de cotización por el que están a años luz de valer. Pues bien, si tan alérgicos son todos los progresistas (incluyo a la UCR) al PRO y a MM, enfréntenlo en una interna provincial y otra municipal. Buenos Aires (38% del padrón) irá junto a la boleta nacional. Mídanse con Eugenia Vidal como precandidatos a gobernador y potencien una pelea que en octubre 2015 puede dar una sorpresa mayúscula. Recordamos que en PBA no existe Ballotage y el arrastre de una única fórmula panradical (encabezada por Macri o uno actual de FAUNEN) sería fundamental. Porque de más está decir que combatir mafias sin contar con el control de la Provincia de Buenos Aires es una quimera. Mientras que las otras grandes provincias (excepto Mendoza) se definen antes y en todas puede ganar una fuerza que compone UNEN en Capital o un Frente similar. Tienen tiempo, dirigentes, reglas establecidas. Sólo falta el ingenio (que en la construcción de UNEN primero y FAUNEN ahora pudo corroborarse positivamente) y la voluntad de querer generar un cambió inédito en nuestro país desde 1987, pero que tampoco se vislumbraba públicamente hace apenas tres meses, antes de aquel lunes 3 de febrero.

About these ads

30 comentarios to “Todos para UNEN”

  1. boudu Says:

    excelente análisis…quiero agregar que si no fuera por Ricardo Alfonsin la foto de ayer se daba 3 años antes

  2. NP Says:

    Loque queda claro después de leer esto es que pretenden ganarle al peronismo tratando de copiar su fórmula mágica de reunir derecha e izquierda: y ya sabemos quien manda en ese matrimonio. La diferencia entre Sanz o Macri es tan sutil como la que hay entre Scioli y Massa. Ay, patria mia.

  3. lalectoraprovisoria Says:

    El problema es saber dónde está Heller. Lo demás tiene arreglo.

    Q

  4. lalo Says:

    No estoy de acuerdo, Macri le sacaría votos a Massa, no al FAUNEN, y como me da terror pensar en que la elección sea entre Massa, Macri y FPV (lo impugno ya). Espero que no sumen al PRO. Sumar a Macri es negocio para Macri, no para FPUNEN.

  5. NP Says:

    Realmente creen que es todo tan fácil? Lo más asombroso es que repliquen la Alianza como si nada… Entiendo que se necesita una coalición, pero no es esa. Y no me digan que el peronismo no les deja otra, porque la politica no es sumar votos a lo pavote como si todo acabara en las elecciones. Porque después viene el estallido… empezando por el de la supuesta coalición.

    La pregunta es cuanto puede durar FAUNEN. Y ni siquiera hablo de luego de las elecciones presidenciales… No lo veo a Pino o a Binner mandando a sus partidarios a votar a Sanz o Carrio, y menos a Macri.

    Hasta que no haya dos grandes partidos de centro-derecha y centro-izquierda, vamos a seguir en la misma.

  6. Diego Says:

    De hecho es tan fácil que asusta, sobretodo asusta al PJ y a su bananaje aliado.
    Yo en particular observaría más atento cómo se hará para ganar Pcia de Buenos Aires, y negociaría CABA si Macri finalmente se queda con la candidatura a presidencia.
    Los radicales nacieron para rosquear, no pueden fingir mucho con eso de los pruritos ideológicos

  7. boudu Says:

    Hay pelotudos que nunca se dan cuenta que derecha o izquierda, los trenes tienen que andar.

  8. NP Says:

    Asusta o alegra a los pelotudos que creen que los cambios politicos a largo plazo se resuelven con ganar una elección o que la política se reduce a la “gestión”. Pero esta película ya la vimos, y sabemos como termina: en un nuevo 2001 o en un neoperonismo recargado. No aprenden más.

  9. boudu Says:

    Concuerdo y no contradice lo que dije.

    Igual creo que si estos tipos dicen, “prometo que con nosotros los trenes van a funcionar bien” arrasan.

  10. rodrigo Says:

    fórmulas posibles: binner-carrió y cobos-solanas, en esos cruces es que se va a reflejar la multiplicidad de partidos.
    la jugada hábil es la de sanz que lo pone a cobos para que pierda con el neomenemismo y entonces el, ya posicionado, juega a ganador por la gobernación de mendoza.

  11. rodrigo Says:

    Pero la UCR no aprendió de la última elección en su alianza con De Narvaez? Sacó menos votos que Binner con su gran estrategia de aliarse al centroderecha, desvirtuando incluso el apellido de Alfonsín, que ya lo desvirtuaba el propio Ricardito per se.
    Sumar a Macri es perder todos los votos de centroizquierda y ahí van socialistas y alfonsinistas por igual -a los de pino y donda ni los cuento porque son tres gatos locos- . Lo mejor que pueden hacer es jugarse a una buena fórmula y apostar a que el peronismo se divida entre sí, entre Massa, Scioli, Randazzo.
    Y si finalmente van con Macri, va a haber ruptura y se repetirá la historia del 2011.

  12. Seba Says:

    Boudu: Gracias. Sólo te pido que no te calientes con quienes lo ven distinto. Coincido con lo de Ricardito, quien no fue la única piedra en el zapato, vale aclarar.

    NP: 1) Justamente aquí dejamos muy clara nuestra postura. Existen divisiones más elementales que derecha o izquierda que deben saldarse para armar un frente. Cuando se resuelvan (y creo que faltan bastante años aún), podemos iniciar primero un debate sobré qué es izquierda y qué es derecha y luego sí fomentar dos polos en los cuales identificarse (nosotros y los dirigentes, principalmente).

    lalo: Tu posición, mi posición. Están escritas. Espero que los hechos vayan marcando definiciones acerca de quién está más cerca de la realidad.

    Diego: Coincido. Gracias.

    Rodrigo: Alfonsín-De Narváez fue un mamarracho, decidido 60 días antes de las elecciones. Como les decía a otros comentaristas, son posiciones que trata cada uno de argumentar. Vaya si intenté hacerlo que quizás alguno se durmió a mitad del texto debido a su extensión.Por otra parte, creer que Binner, en Rosario, Santa Fe y en 2011 en el país sumó votos de centro-izquierda no pega para nada con mi visión. Te digo más, estoy seguro de que la mayoría de los votos fueron de tipos que no tienen esa ideología de cabecera. No porque los que sí la tengan no lo hayan votado, sino porque son minoría en nuestra sociedad (y en la mayoría de este mundo).

    Saludos!

  13. lalo Says:

    Pensandolo mejor, si Macri entra a UNEN y si se da finalmente la elección entre Massa Macri FPV el principal beneficiado sería el FPV.

  14. Santi Says:

    Sebas: me gustaria saber en que numeros te basas para decir que Macri tiene un buen piso a nivel nacional.
    Abrazo.

    (Off topic: renovacion de Roman si o no? Yo creo que hay que renovarle y que juegue cuando y donde se le cante)

  15. Seba Says:

    Santi querido: Obvio que hay que renovarle! Aunque si se acepta esa condición que acabás de escribir y, en todo caso, se le paga acorde a esa “ventaja”. Y si también se arma un equipo que no dependa únicamente de él. Ahora, como sé que Angelici no quiere eso, también aceptaría que se sinceren (difícil para alguien como esa lacra) y que de última digan: “No, no le renovamos porque no lo queremos”. Para mí, esperan lesión o que Boca pierda un par de partidos para rajar a Bianchi y que Román se vaya solo. Veremos.

    Sobre Macri (sabés lo que pienso y me duele escribir esto): El tipo tiene un alto porcentaje de imagen positiva en CABA. Buen piso a nivel nacional también significa a estar a años luz de ganar la elección, pero en este alto nivel de escepticismo que existe sobre los dirigentes, no es para nada un mal comienzo. Le hizo sacar a Del Sel más del 30% en Santa Fe! Es, según encuestas (en las cuales no creo 100% pero tampoco mienten descaradamente), el mejor político en Córdoba. El conurbano (en gran proporción) mantiene cada vez más coincidencias con la gente de Capital. Vivo ahí y te aseguro que mucha gente lo tiene bien catalogado. Agarró un nicho vacío de representación (antes más seguidor del radicalismo) y que está a la espera de una propuesta confiable. Repito: ni a palos le da para ganar en Oct/15 en estascondiciones o de seguir así. Él lo sabe y buscará acordar con UCR o todo FAUNEN. Depende de estos últimos que a) lo aislen y ambos se resignen a no luchar por el premio mayor; b) lo sumen y terminen dándole toda la estructura para que arribe a la Casa Rosada; c) Arriesguen como nunca y sean inteligentes para sumarlo y vencerlo en las PASO.

    Abrazo!

  16. boudu Says:

    No me caliento Sebas, fue una apreciación nada mas, es una pelotudez seguir hablando de derecha y izquierda en el Siglo XXI. Pero bueno , es un poco off topic todo eso.

    Por otra parte, hablas tan livianamente de Ricardito pero cagó (por 15 millones de razones) 3 años de oposición organizada en Argentina. Y cada vez que lo veo hacer algo me produce escozor. Hay algo mas feo que los spots esos de Argen-Tina??

    Volviendo a tu artículo, y relacionándolo con mi párrafo anterior, la matemática electoral impecable y posiblemente, pero yo creo que no solo con sumas electorales se puede crecer, no entiendo la falta de importancia que se da a una buena campaña política en Argentina, cuando es algo central en cualquier paísemasomenoserio. Es medio vox-populi ya el papel casi fundamental que tuvo el equipo de campaña de Obama en las 3 duras elecciones ( la interna, la presidencia y la reelección) que ganó.

    Los techos y pisos tienen siempre algo de relativo. Supongo, medio en serio y medio en broma, que hacer una buena campaña implica que los políticos se pongan a laburar. Eso implica que se definan, como decis vos en el punto 5c. Y que no hagan, como bien menciona NP, nada mas que un oportuno acuerdo electoral.

  17. Seba Says:

    Boudu: Qué querés que te diga? Que firmo al pie de tu comentario? Pues sí; coincido en todo, je. Creo que complementa lo que venía desarrollando.

    Fijate los movimientos de Lilita y Sanz ayer; espero que vayan por todo lo expuesto desde el párrafo del punto “5c”.

    Buen fin de semana!

    PD: Finalizo aquí un comentario con dos “;” (punto y coma) incluídos. Utópico.

  18. Faenen Says:

    Muchachos, si piensan que “es una pelotudez serguir hablando de derechas e izquierdas”, no se entonces para qué le buscan el pelo al huevo (o sea, la diferencia a Macri y Sanz, por ejemplo) y por qué no votan directamente al PRO, que al menos no pretende ser un “frente progresista”… Más si asumen que los socialistas “son minoría en nuestra sociedad (y en la mayoría de este mundo)”.

  19. Seba Says:

    Faenen: Sabés qué pasa? Yo creo que hablar de república, división de poderes, lucha contra la corrupción y respeto a las instituciones no tiene que ver con derechas e izquierdas. Que en el Siglo XXI todavía no hayamos llegado a cubrir mínimamente estas cuestiones esenciales para cualquier país desarrollado significa que la división entre izquierda (+ similares) y derecha (+ similares) sólo posterga la discusión central, que al mismo tiempo requiere de una expresión política capaz de ganar elecciones y llevar adelante las transformaciones necesarias. Desde ahí (no lo había mencionado en el texto, es cierto) parte todo el análisis basado exclusivamente en la construcción de un frente de estas características.

    Saludos!

  20. boudu Says:

    Además es todo una etiqueta ridícula, por ejemplo, Mujica, supuestamente de izquierda, cerró la aerolínea estatal porque daba pérdida, algo de derecha. Mientras que Macri, supuestamente de derecha, hizo el metrobus que mejora el transporte público, algo de izquierda y que Ibarra no hizo. Todos son de derecha menos el Partido Obrero? Cada situación particular requiere su solución particular y las etiquetas sirven nada mas para los álbumes de figuritas.

  21. janfiloso Says:

    Bien Seba. Ya lo había expresado en TW, pero viendo aquí los comentarios me reitero.
    Respecto a la nueva alianza (jajaja) uno no sabe lo que pasará, faltan muchos meses, pero a juzgar por los perros que ladran (Cervantes, no agresión), pareciera que la idea no es tan mala y algo de nuevo tiene.

  22. Santi Says:

    Yo no creo que haya ballotage frente a un escenario bastante parecido al de 2003. Es probable que el oficialismo (Randazzo) alcance la primera minoria y Massa la segunda (o visceversa, da igual), pero seguramente el FPV desista de la contienda como hizo Menem en 2003. El oficialismo apunta a sumar legisladores leales mas que a ganar la eleccion presidencial, por eso jamas va a apoyar a Scioli. Y para que el plan salga redondo es indispensable que Macri se prenda en la carrera porque va a fragmentar aun mas a la oposicion.

  23. Seba Says:

    Gracias, Janfi. Está todo por escribirse, pero s un comienzo que algunos meses atrás no existía.

    Santi: Es buena tu teoría. Sin embargo, creo q hasta a las 17:59 del Domingo de Oct/15 en que se vote la General el Kirchnerismo hará todo lo que tenga a mano para ganar la elección. Más allá de que veo que ambos coincidemos en que es muy difícil que pueda consagranse y mantenerse en el Poder Ejecutivo Nacional. Basta con ver los proyectos que ya están en el Congreso para unir la General con la elección de diputados del Mercosur (WTF!).

    http://www.lanacion.com.ar/1685744-desataron-especulaciones-dos-proyectos-para-el-voto-de-diputados-al-parlasur

    Saludos a ambos!

  24. boudu Says:

    a randazzo me parece que no le da, como figura no mide nada no?

  25. Santi Says:

    Si va como candidato del FPV tiene un piso que, para mi, le asegura posicionarse entre las dos primeras minorias. No le va a faltar militancia, fiscales, ni caja. Y creo que con llegar al Ballotage (ni hablar si es como primera minoria) está hecho. La apuesta del FPV (La Campora, bah) es consolidarse legislativamente, crecer desde la oposición y volver en 2019.

  26. Seba Says:

    Randazzo, Sanz. Son nombres que hoy están muuuuuy lejos de cualquier posibilidad real de triunfo. Nos obstante, estamos muuuuuy lejos de Ago/15. Ambos podrían crecer bastante como para ser los mejores posicionados de sus respectivos espacios. De ahí a ganar hay otro salto importante que no sé si estarían en condiciones de dar. Claor que lo más difícil me parece lo primero.

    Saludos!

  27. Daniela Says:

    En el kirchnerismo hay dos posturas: una es ganar con cualquiera, negociar lo que sea, con Scioli o con Massa. Y la otra es perder con los propios (Randazzo, Uribarri, o cualquiera), y esperar cuatro años para volver con Kristina. La primera es una opción típicamente peronista (negociar, ceder, pero nunca perder el poder). La otra es de gran parte de la Cámpora.
    El gran tema es que candidatos posicionados hay sólo dos (Scioli y Massa) que hoy superan el 20%. El resto, contando todas las opciones políticas existentes, ninguno supera hoy el 5% a nivel nacional.
    Así estamos

  28. boudu Says:

    para mi si van los que miden algo (Scioli, Massa, Macri, Binner ó Carrió o el que salga de la interna) la campaña va a ser fundamental para hacer la diferencia. Y el que haga la campaña mas moderna va a ganar.

    Una vez que gane, en principio va a tener que echar sin contemplaciones a todos los ñoquis del gobierno anterior para tener poder real.

  29. Daniela Says:

    Si es por echar, Macri echó a 1.200 contratados de Telerman negociando con el gremio. Eso no es imposible. Para mí el tema es que Faunen no va a consensuar entre los votantes una fórmula plausible. Por ejemplo: ¿cuánto puede durar sin romperse una fórmula Binner-Carrió? Cuando estén los cómputos finales ya se pelearon. El electorado lo sabe, no son fiables como opción política porque, más allá de vanidades, quieren cosas muy diferentes aunque representen a una franja social parecida.

  30. boudu Says:

    Por eso insisto con lo de la campaña: Una buena campaña hoy en día es también tener claro hacia adentro y hacia afuera de lo que se quiere.

    Por echar igual no se si estos se van tan mansos como los de telerman…

    ya se comieron los K un inelegible como Insaurralde, puede ser que se coman otro.

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 276 seguidores

A %d blogueros les gusta esto: